La Cámara en lo Civil y Comercial Federal ratificó que una empresa de medicina prepaga debe cubrir los gastos de internación para personas con discapacidad, más un 35 por ciento en concepto de “dependencia”, en una causa iniciada para la atención de un paciente de 91 años de edad, informaron fuentes judiciales.

La Sala III de la Cámara confirmó la medida cautelar contra Swiss Medical S.A., pero rechazó las pretensiones de los familiares de J.G., quienes reclamaban una cobertura “integral” con la entrega de 200 pañales por mes y la totalidad de la medicación prescripta.

J.G., quien padece epilepsia y enfermedad de Parkinson, “con anormalidades en la marcha y movilidad”, se encuentra internado en la Residencia La Mirage, en el barrio Belgrano de esta capital, bajo el módulo “Hogar Permanente Categoría A, con Centro de Día”.

La empresa se quejó porque la residencia geriátrica no figura en su cartilla, pero el tribunal consideró que el médico del anciano afirmó que por “la gravedad” de su patología estaba “contraindicado” cualquier cambio de institución.

De todos modos, el tribunal evaluó que si bien “las empresas de medicina prepaga deben cubrir, como mínimo, el Programa Médico Obligatorio (PMO) vigente y el Sistema de Prestaciones Básicas para personas con Discapacidad”, no cualquier requerimiento debe ser satisfecho por los prestadores.

Los camaristas Guillermo Antelo, Fernando Uriarte y Ricardo Recondo concluyeron que, en este caso, con el aporte económico de 91.337,77 pesos más el 35 por ciento en concepto de dependencia, la situación hasta que se dicte sentencia definitiva, está “ajustada a derecho”.

Sobre la pretensión de la cantidad de pañales y cobertura “integral” de medicación para J.G., los jueces tuvieron en cuenta que Swiss Medical dijo cumplir con el 100 por ciento de su obligación, “lo que no fue rebatido”, y que para el retiro de los pañales se debía presentar en las farmacias la orden médica pertinente.

 

Fuente:
Télam
Comparte en tus redes